MEDIA MARATÓN DISNEY: LA MAGIA EXISTE

MEDIA MARATÓN DISNEY: LA MAGIA EXISTE

Me gusta guardar imágenes, coleccionar instantes y recrear sensaciones una y otra vez. Y el fin de semana que pasé en Disneyland Paris va a quedarse en mi memoria para siempre. Aún cierro los ojos y puedo ver lo colores vivos que lo envolvían todo, los escenarios sacados de las películas, cuidados al detalle y la sensación de estar en un lugar mágico que te va enganchando a cada instante. Y en ese marco de ensueño transcurrió un fin de semana inolvidable que tuvo como broche de oro correr la media maratón por el Parque Disneyland y por el Parque Walt Disney Studio. Y quiero aprovechar este post para contaros todo, todo y todo con detalle por si os animáis alguna vez a vivir esta experiencia inolvidable.

Disneyland Paris se sumó por primera vez el año pasado a la moda del running y en esta segunda edición se han posicionado en su compromiso de apostar por el deporte como gancho para atraer a otro público que ve en las carreras la excusa para conocer el universo Disney. Y ese fue mi caso. Siempre me había llamado la atención el destino pero nunca me había animado. El año pasado me quedé hipnotizada con la idea de ir a correr, con el parque a mi disposición y cuando me sorprendieron con el viaje como regalo de cumpleaños ¡flipé! Contaba los días para vivir aquello. Y el fin de semana sobrepasó mis expectativas. Mi parte más infantil se rebeló y me hizo disfrutar con intensidad.

Llegué el viernes temprano para quedarme hasta el domingo y me alojé en el hotel Newport Bay Club que está reformado del año pasado y situado a 10 minutos andando de la entrada de los parques. De temática marinera las habitaciones dobles son enormes, los detalles muy cuidados y los distintos restaurantes tienen buffets libres muy recomendables y variados. Lo que más me gustaba era poder ir paseando tanto a los parques como a la feria del corredor instalada a cinco minutos de allí. En ella recogí el dorsal, la camiseta, las entradas al parque y la tarjeta PhotoPass que compré para poder tener fotos oficiales que te van haciendo por el parque como recuerdo y en alta calidad. Esto último es opcional pero decidí pagar por ello para asegurarme un bonito recuerdo (la mayoría de atracciones o fotos con personajes no permiten hacer fotos). Es más, este post está publicado casi un mes después ya que he tenido que esperar a tener las fotos oficiales para documentarlo como merece.

El viernes y el sábado aproveché los días al máximo. Y la prueba es que de media hice más de 15 kilómetros al día, pero merece la pena. El parque Disney es mágico y te va atrapando, vas descubriendo nuevos detalles cada vez que vuelves a alguna zona temática. Me encantó la cabalgata que recorre el parque por la tarde con todos los personajes y el castillo que preside el parque y que cada noche te sorprende con fuegos artificiales increíbles (no os lo podéis perder por nada del mundo). No puedes evitar hacerte mil fotos ahí. Me quería quedar a vivir en la zona de Alicia en el País de las Maravillas y Aladín (dos de mis pelis favoritas) y me enamoré del estilo parisino recreado en la Plaza de Rémy en el espacio de Ratatouille. Allí todo es de película, parece que todo cobre vida y yo solo pensaba que el domingo, en la media maratón, ese parque iba a estar cerrado solo para mi, para los corredores.

El fin de semana Disney se compone de tres carreras: 5K el viernes noche, 10K el sábado por la mañana y 21K el domingo por la mañana. Las dos de la mañana comienzan a las 7 de la mañana y eso te permite ver amanecer corriendo ¡un lujo! Yo me decanté por la media maratón para disfrutar más tiempo de correr por Disney… Los hoteles están adaptados a las carreras, los desayunos comienzan a las 5 de la mañana, y el domingo todo estaba listo para acoger a los corredores. La zona de salida estaba junto a la entrada del Parque Walt Disney Studio y los primeros kilómetros transcurren por allí para pasar después al parque Disneyland. Y para correr en un entorno mágico lo mejor fue hacerlo disfrazada. En mi maleta, mi disfraz casero de Pato Donald que me encantó como quedo en conjunto y que me parece de los más molón y divertido ¡y pensar que estuve dudando de si disfrazarme o no!

Yo estaba alucinada, todo pensado para deslumbrar al corredor y solo podía abrir los ojos de par en par con la intención de no perderme nada. Corrí la prueba acompañada de Kevin al que conocí el fin de semana en el parque y lo pasé muy muy bien. Es lo que tiene el running que crea lazos de unión cuando menos lo espera. Pistoletazo de salida con fuegos artificiales cada quince segundos que anunciaban la salida de grupos de corredores. Allá vamos. Los primeros 8 kilómetros son los más mágicos ya que recorres los dos parques. Las mismas calles llenísimas de gente los días anteriores ahora estaban vacías, a mi disposición y todo se veía de distinta manera. Miles de luces, personajes animando, los trabajadores del parque volcados con nosotros ¡una fiesta asegurada! En el kilómetro 4 accedimos a la zona principal, por la calle central del parque Disneyland, y el castillo de fondo era brutal. Recorrí todas las zonas corriendo, aproveché los lugares habilitados para las fotos con los personajes parar llevarme un bonito recuerdo con Donald (¡iba disfraza como él), Alicia o Blancanieves. Era un cuento, un sueño hecho realidad para quienes, como yo, han crecido viendo los clásicos de Disney una y otra vez.

A partir del kilómetro 8 la carrera se desvía por los alrededores del parque y aunque pensaba que iba a ser aburrido unas largas avenidas llanas y largas me condujeron hasta el pueblo más cercano. Un lugar muy acogedor rodeado de bosques y sendas por las que transcurría la prueba. Al salir de esa zona, ya en el kilómetro 15, vuelves hacia los parques pasando por los hoteles que están en las inmediaciones (mi hotel estaba en el kilómetro 19) y volver a la meta situada en el interior del Parque Walt Disney Studio. Gente disfrazada, grupos de amigos corriendo juntos, muchísimo avituallamiento líquido y sólido, animación y música en directo que hacen que los 21 kilómetros pasen volando…

No quise perderme nada y me olvidé del ritmo de carrera. Cuando me di cuenta estaba llegando a meta y quería más. Disney no me dejó indiferente y me enamoró un poco más si cabe gracias a esa media maratón. En la llegada me esperaba una súper medalla (que lucí durante todo el día por el parque) y una bolsa de alimentos sólidos y líquidos muy completa. Además habían instalado photocalls para poder inmortalizar ese momento con tu recién estrenada medalla. Me sentí muy feliz y afortunada. Si me paro a pensar, desde que llevo corriendo he descubierto lugares increíbles a golpe de zapatilla, he disfrutado de calles, plazas o parques para mi sola, he podido disfrutar todo al máximo. Y con eso me quedo.

La vida son momentos, instantes mágicos que pasan muy deprisa y que no debes perderte por nada del mundo. Sumo esta experiencia en Disney a mi mochila de vivencias. A mi bagaje personal. Al lugar donde las cosas aportan y suman. Al espacio interior que me hace seguir creyendo cada día con más certeza que correr es el mejor vehículo para llegar donde nunca imaginaste…

*Gracias a todos por la acogida en redes (Facebook, Instagram y Twitter) que tuvo mi viaje a Disney. He querido hacer un post extenso para contaros con detalle todo lo que viví. Hay datos que os he incluido en el post ya que a mi me hubiera gustado saberlos antes del viaje para programar mejor. Ojalá os guste leerlo tanto como a mi escribirlo*

 

Categorías: Sin categoría
Compartir:

comments (4)

Yourungirl20
15 octubre, 2017 Reply

No sabía que existía tal carrera pero me parece maravillosa. Mil gracias por compartirla. Estoy deseando ver el vídeo.
Dale gas!!!!

    Corro y Soy Mujer
    Corro y Soy Mujer
    16 octubre, 2017 Reply

    Es el segundo año que se hace. Tienes que hacerla, te va a encantar :) Ya tienes el video en el canal...

Kevin
16 octubre, 2017 Reply

Gran post Erica!
Muchísimas gracias por la mención! Ayer no pude leerlo porque estaba KO despues del medio Ironman.
Cuando pueda le hecho un ojo a ese pedazo de vídeo que subiste también al canal!
Saludos y nos vemos pronto. Que lo que una el deporte no lo separe nadie!
PD: La magia vivida ahí tampoco nos la va a quitar nadie, el año que viene voy a por el 36k challenge!

    Corro y Soy Mujer
    Corro y Soy Mujer
    16 octubre, 2017 Reply

    Gracias a ti por compartir la carrera conmigo. Ojalá pueda volver pronto e ir a por esos 36K jajajajaj Ahora quiero todas las medallas. Besos!!

Déjame tu comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies